¿Qué es la teratospermia?

La teratospermia es la presencia de un gran número de espermatozoides con una apariencia anormal en el semen de un hombre. Cuando más del 40% de los espermatozoides tienen malformaciones, pueden interferir con la fertilidad y el hombre puede tener problemas para embarazar a su pareja. Existen varias opciones de tratamiento, según la causa subyacente. Un especialista en fertilidad puede reunirse con pacientes para discutir el mejor enfoque para el tratamiento, dada la situación y los objetivos finales.

Un médico puede diagnosticar esta afección examinando una muestra bajo el microscopio. Los espermatozoides malformados serán fácilmente visibles, y el médico puede determinar sus concentraciones. Cuando solo un puñado de espermatozoides tiene una apariencia inusual, puede no representar un obstáculo serio para la fertilidad. El médico también puede realizar algunas otras pruebas para evaluar la calidad del semen, como evaluar la motilidad de los espermatozoides para ver si los espermatozoides pueden alcanzar con éxito un óvulo. La paciente puede tener una combinación de problemas, no solo teratospermia, que dificultan lograr un embarazo.

A veces, la causa de la teratospermia es una enfermedad subyacente como la enfermedad celíaca. Los desequilibrios metabólicos y hormonales son los culpables comunes, ya que pueden interferir con el proceso de maduración de los espermatozoides y pueden crear anormalidades como cabezas inusualmente grandes o pequeñas o colas malformadas. El médico puede recomendar algunas pruebas para obtener más información sobre la situación, además de revisar la historia clínica del paciente para detectar cualquier signo en su historial médico que pueda proporcionar pistas. En otros casos, puede ser difícil determinar por qué los espermatozoides están malformados.

Los medicamentos pueden ayudar con la teratospermia. Los antiestrógenos son una línea de tratamiento que un médico puede considerar para ver si es posible alentar a los espermatozoides a seguir un curso normal de maduración. En otros casos, el médico puede recomendar el uso de reproducción asistida. Es posible tomar una muestra de esperma, seleccionar esperma viable e implantarlo manualmente en el óvulo. El huevo debe fertilizar y desarrollarse normalmente.

Los pacientes con esta afección pueden discutirlo con un médico y sus parejas para decidir cómo quieren proceder. Por lo general, la teratospermia no está asociada con anomalías genéticas. El problema radica únicamente en la forma de los espermatozoides, no en el ADN que contienen. El médico puede realizar algunas pruebas para determinar si existen preocupaciones separadas sobre las afecciones congénitas, como el diagnóstico genético previo a la implantación, en el que se evalúan los embriones fertilizados para detectar enfermedades genéticas comunes. Esta prueba puede permitirle al médico evitar implantar un embrión que no sobrevivirá a un embarazo completo.

OTROS IDIOMAS

¿Te ayudó este artículo? Gracias por la respuesta Gracias por la respuesta

¿Cómo podemos ayudar? ¿Cómo podemos ayudar?