¿Qué es un motor de renuencia?

Un motor de reluctancia es un motor eléctrico que produce polos magnéticos temporales en su rotor. Se llama así porque usa la resistencia magnética para generar torque. La principal ventaja de este tipo de motor es que generalmente produce una alta densidad de potencia a un costo determinado. La desventaja principal de este motor es que tiende a generar ondulación de par a baja velocidad, lo que produce ruido.

El uso de motores de reticencia ha estado tradicionalmente limitado por la complejidad de su diseño y método de control. Los avances en las herramientas de diseño informático han ayudado a superar las limitaciones de diseño de estos motores. El costo decreciente de los microprocesadores integrados ha proporcionado a estos motores un control adecuado a un costo aceptable. Estos microprocesadores utilizan parámetros como la posición del rotor, la corriente y el voltaje para controlar el motor.

El estator y el rotor de un motor de resistencia están compuestos de un material magnético que es altamente maleable, como el acero al silicio. El estator y el rotor contienen numerosas proyecciones, que producen polos magnéticos. El rotor generalmente contiene menos polos que el estator. Esto evita que todos los polos se alineen al mismo tiempo, lo que evita que el motor genere torque. La disparidad entre el número de polos del rotor y el número de polos del estator también reduce la ondulación del par.

La cantidad máxima de reluctancia magnética ocurre cuando un polo del rotor en un motor de reluctancia está exactamente entre dos polos del estator. Esta posición también se conoce como la posición totalmente desalineada del polo del rotor. La cantidad mínima de reluctancia magnética ocurre cuando al menos dos polos del rotor se alinean con al menos dos polos del estator. Esta posición se conoce como la posición alineada del polo del rotor.

El polo del estator produce un campo magnético que tira del polo del rotor más cercano desde la posición totalmente desalineada a una posición alineada, generando así un par. El campo magnético del estator continúa girando, lo que tira del rotor con él. La mayoría de los motores modernos de reluctancia utilizan la conmutación para controlar aspectos del comportamiento del motor, como arrancarlo, operarlo sin problemas y especificar su velocidad. Algunas variaciones de este tipo de motor pueden usar energía trifásica de corriente alterna (CA).

Un motor de reluctancia síncrona tiene el mismo número de polos del estator y polos del rotor. Los agujeros en el rotor producen áreas de bajo flujo para lograr esta igualdad entre el estator y el rotor. Este tipo de motor de reluctancia generalmente contiene cuatro o seis polos. Las pérdidas de energía del rotor son mucho menores que las de los motores de inducción porque el rotor no contiene ninguna parte que conduzca electricidad.

OTROS IDIOMAS

¿Te ayudó este artículo? Gracias por la respuesta Gracias por la respuesta

¿Cómo podemos ayudar? ¿Cómo podemos ayudar?