¿Existe alguna conexión entre el lisinopril y la pérdida de cabello?

Puede haber una conexión entre lisinopril y la pérdida de cabello, pero es difícil de determinar porque muy pocos pacientes que toman lisinopril informan que la pérdida y la pérdida de cabello son comunes en la población general. Los ensayos clínicos han demostrado que menos del uno por ciento de los pacientes que toman el medicamento informaron pérdida de cabello, pero a pesar de esto, muchos otros factores podrían estar en el trabajo. Esto hace que sea difícil determinar si el medicamento causó la pérdida del cabello o si la pérdida fue el resultado de una predisposición genética o incluso del estrés. Independientemente de esta dificultad, muchas personas todavía están convencidas de que el lisinopril y la pérdida de cabello están relacionados y creen que su pérdida de cabello coincidió con la toma del medicamento.

Los posibles efectos secundarios raros de lisinopril incluyen pérdida de peso, insomnio y pérdida de cabello. Sin embargo, es importante tener en cuenta que menos de una de cada 100 personas sufrirá alguno de estos efectos secundarios raros. Los efectos secundarios comunes de lisinopril incluyen fatiga, dolor de estómago y dolor en el pecho. A diferencia de muchos efectos secundarios causados ​​por los tratamientos farmacológicos, se desconoce la razón precisa por la que el lisinopril puede causar la pérdida del cabello. Se cree que este efecto ocurre tanto en hombres como en mujeres, pero debe detenerse cuando se suspende el tratamiento, y luego se pueden usar otros medicamentos para estimular el crecimiento de cabello nuevo.

En términos generales, las drogas causan pérdida de cabello al afectar el ciclo normal de crecimiento del cabello. Los dos tipos de pérdida de cabello inducida por fármacos se denominan efluvio telógeno y efluvio anágeno. Estos llevan el nombre de la parte del ciclo del cabello con la que interfiere el medicamento, ya sea la fase telógena, donde descansa el cabello antes de caerse, o la fase anágena, que se caracteriza por el crecimiento del cabello. El efluvio telógeno es el tipo más común, y es el tipo generalmente asociado con medicamentos, como lisinopril, que se usan para tratar la presión arterial alta. Por lo tanto, se cree que el lisinopril y la pérdida de cabello están relacionados porque el medicamento interfiere con la fase telógena del crecimiento del cabello y los síntomas deben comenzar entre dos y cuatro meses después de tomar el tratamiento.

El pequeño porcentaje de pacientes que informan un vínculo entre lisinopril y la pérdida de cabello no significa que los dos estén desconectados, pero plantea muchos problemas. El más frecuente de estos problemas es que la pérdida de cabello es común tanto en las poblaciones masculinas como femeninas. La investigación ha demostrado que la calvicie genética afecta al 50 por ciento de los hombres y al 13 por ciento de las mujeres antes de la menopausia. La cifra para las mujeres aumenta con el inicio de la menopausia y el aumento de la edad. Estos hechos indican que el vínculo aparente entre lisinopril y la pérdida de cabello es menos pronunciado que la pérdida de cabello natural y que, por lo tanto, la pérdida de cabello natural puede ser responsable del "efecto secundario".

Lisinopril pertenece a una clasificación de medicamentos llamados inhibidores de la enzima convertidora de angiotensina (ECA), que se utilizan principalmente para tratar la presión arterial alta. Funcionan inhibiendo la acción de la enzima convertidora de angiotensina, que es responsable de la producción de angiotensina II. Este químico hace que los músculos que rodean las paredes de las arterias se contraigan, lo que los hace más estrechos y, a su vez, puede aumentar la presión arterial. Al prevenir la producción de angiotensina II, lisinopril relaja los músculos alrededor de las arterias, lo que reduce la presión arterial. Esto significa que el corazón recibe más oxígeno y sangre, lo que lo hace más fuerte y más capaz de bombear sangre.

OTROS IDIOMAS

¿Te ayudó este artículo? Gracias por la respuesta Gracias por la respuesta

¿Cómo podemos ayudar? ¿Cómo podemos ayudar?