¿Qué es una enzima cardíaca?

Las enzimas cardíacas se liberan al torrente sanguíneo cuando el corazón sufre daños. Incluyen la enzima creatina fosfoquinasa (CPK) y la proteína troponina. Por lo general, estas enzimas se encuentran en niveles muy bajos en todo el cuerpo, pero cuando el músculo cardíaco está dañado, se escapan en grandes cantidades. Un estudio de enzimas cardíacas mide los niveles de las dos sustancias, lo que permite a los médicos determinar si se ha producido un evento cardíaco, como un ataque cardíaco.

Los médicos generalmente solicitan un estudio de enzimas cardíacas cuando un paciente presenta los síntomas de un ataque cardíaco. El procedimiento se realiza extrayendo sangre del paciente, generalmente de una vena en el brazo o la mano, y enviándola a un laboratorio para su análisis. Si bien el estudio solo requiere una sola extracción de sangre, en realidad consiste en dos pruebas separadas. En algunos casos, solo uno de los dos está ordenado.

La prueba de troponina suele ser la prueba preferida para determinar si un paciente ha sufrido un ataque cardíaco. La presencia de esta enzima cardíaca es indicativa de daño cardíaco, y los niveles tienden a permanecer elevados por más tiempo que CPK. En condiciones normales, los niveles de troponina son tan bajos que apenas son detectables. Los niveles ligeramente elevados indican algún tipo de daño cardíaco, mientras que los niveles significativamente elevados indican que se ha producido un ataque cardíaco.

La prueba CPK también se usa para diagnosticar un ataque cardíaco, pero no es tan confiable porque pueden ocurrir niveles elevados de esta enzima cardíaca con una lesión cerebral o muscular. Los trastornos de la tiroides también pueden producir un resultado anormal. Se puede usar una prueba de isoenzima CPK para determinar el tipo exacto de CPK presente en la sangre, que a su vez ayuda a determinar dónde ocurrió el daño. La prueba generalmente se repite cada dos o tres días mientras el paciente está en el hospital, ya que un aumento y una disminución de la enzima pueden ayudar a diagnosticar ciertas afecciones.

Varios factores pueden alterar los resultados de un estudio de enzimas cardíacas, incluidas otras afecciones cardíacas preexistentes, ciertos medicamentos para reducir el colesterol y el consumo excesivo de alcohol. Los pacientes con distrofia muscular y ciertas enfermedades autoinmunes también pueden tener niveles elevados de estas enzimas. La cirugía reciente o la reanimación cardiopulmonar también pueden interferir con los resultados.

Además de un estudio de enzimas cardíacas, los médicos también pueden ordenar una prueba para medir los niveles de mioglobina, otra proteína que se encuentra en el músculo cardíaco. Las herramientas de diagnóstico adicionales, como una electrocardiografía y un examen físico, generalmente se usan junto con el estudio de enzimas cardíacas. Los síntomas del paciente y el historial médico pasado también se tienen en cuenta.

OTROS IDIOMAS

¿Te ayudó este artículo? Gracias por la respuesta Gracias por la respuesta

¿Cómo podemos ayudar? ¿Cómo podemos ayudar?